PLANIFICAR PARA MEJORAR

Con la llegada de la primavera, arranca la temporada de las carreras de montaña.

 

Con la Trans Gran Canaria, celebrada los pasados 4, 5 y 6 de marzo comenzó la temporada 2016. En ella pudimos ver, como siempre, a muchas de las grandes figuras del mundo de la montaña.

A muchos les pasó factura. Quizá por ser la primara y aún no estar demasiado preparados o quizá por no haber descansado lo suficiente de la temporada pasada.

Este segundo caso, suele ser  un error común, no tanto entre los profesionales, pero sí entre los populares.

Por otro lado es normal, las ganas que tenemos de hacerlo todo y de hacerlo bien, nos pueden llevar a un agotamiento físico.

Agotamiento que apenas sentiremos hasta que sea demasiado tarde. Nos daremos de bruces con la realidad, con un agotamiento muscular que dará como resultado, en el mejor de los caso, el abandono de alguna carrera. Incluso pudiendo lesionarnos seriamente, apartarnos de los entrenos y de las competiciones.

Los humanos somos así, tenemos que sufrir las consecuencias para darnos cuenta que no somos máquinas. También podríamos ahorrarnos este sufrimiento viendo que los más grandes deportistas también sufren lesiones, son nuestros grandes referentes pero son humanos y también “pinchan”.

Ejemplos como Javier Gómez Noya, el mejor triatleta de la historia, sufrió una rotura del tendón de Aquiles por estrés. Nuria Picas, dueña de las primeras posiciones de todas las grandes carreras de montaña, ha tenido problemas por motivos parecidos, muchas carreras, muchos entrenamientos, mucho desgaste.

Y no solo por exceso de entrenamiento se lesiona un cuerpo, existen factores que nos hacen bajar nuestro rendimiento físico. Como es el caso de Rafa Nadal, una de las mejores raquetas de la historia, bajó su rendimiento deportivo por la separación de sus padres.

 

Si ellos, siendo los mejores y, teniendo los mejores a su lado, pueden caer desde lo más alto, ¿qué te hace pensar que tú podrás soportarlo todo?

 

Como está muy de moda, decir y hablar de nuestras temporadas, te recomiendo:

  • Planifica la temporada.
  • Busca carreras teniendo en cuenta el tiempo de preparación que necesita cada prueba.
  • Intenta no mezclar demasiadas distancias, no es bueno querer hacerlo todo.
  • Piensa que un músculo necesita al menos 36 horas para recuperarse por complete de un entrenamiento fuerte, por ello recuerda que tus piernas también están formadas por músculos.
  • Introduce los descansos necesarios entre las sesiones de entrenamiento.
  • Una tirada larga no significa volverse loco.
  • NUNCA dejes de lado tu alimentación, es esencial y diferente para cada tipo de prueba.
  • NUNCA dejes de lado tu suplementación, únicamente con arroz, pollo y barritas no se consiguen grandes resultado.

 

Y por último, usa la cabeza. Protege tu cuerpo como si quisieras que te durase toda la vida. Respeta los descansos y piensa que NO somos máquinas. Piensa en terminar la temporada, sabiendo que termina en diciembre, es demasiado largo cómo para ir a tope siempre.

¿Tienes un sueño? ve a por el, que nada te detenga, elimina todo aquello que te separe de tu sueño pero hazlo con cabeza.

Estamos hechos de sueños.

correrporquesi,Raúl Fernández

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.